boda casera

Ideas para tu boda DIY

Vamos a empezar por lo básico, tu vestido. Busca ideas para elaborar tu vestido desde cero, para ello pruébatelos en tiendas físicas, comprueba qué elementos son los que te gustan y los que te disgustan e incluso los que te hacen sentir incomodidad al ponértelo. Busca el material para hacerlo en internet y comienza a coses. Lo principal es acabarlo, una vez lo hagas ya puedes comenzar con los arreglillos. Los zapatos puedes ir a comprarlos en una tienda, porque es mucho más complicado de hacer. Al igual que el recogido y los abalorios. En internet encontrarás muchísimos para inspirarte e incluso diseños para una impresora 3D.

Las invitaciones de boda para tus invitados deben ser lo más original de todo. En internet encontrarás millones de formas de dejar boquiabierto a tus invitados, no solo con una carta, pueden ser grabados en un material o incluso algún video divertido.

El ramo de novia debe ser acorde contigo, por lo que si odias las flores óbvialas. Puedes ponerte de acuerdo con una floristería más cercana para comprar las flores y luego tú hacer el envoltorio o la unión entre ellas.

La ceremonia, piensa que qué tipo de ceremonia vas a hacer. Si es por la iglesia puedes decorar hasta donde te dejen, pero si es una boda civil, siempre puedes hacerla más adelante y hacer una recreación del altar a tu medida con un amigo o familiar haciendo de maestro de ceremonias. El altar, las escaleras, las luces, todo debe estar a tu gusto, por lo que empieza a medir y a buscar colores complementarios a tu vestido.

El banquete y la fiesta debe contar con detallitos como carteles que recuerden en todo momento donde están y en qué zona se encuentran, por ejemplo, si están en la zona de quesos decorar la mesa con cantidad de elementos como por ejemplo tablas de madera, peanas, carteles que indiquen que quesos están tomando y de donde provienen. Incluso contar una pequeña historia puede ser interesante.
Lo mismo con el catering, si vas a contratar a alguien que sea para que haga una especie de parrilla cerca para que tus invitados elijan como quieren la carne. No hay nada más odioso que un invitado que diga que todo está crudo o demasiado hecho o que le falta mucha sal o está salado.

Las mesas y las sillas deben tener colores pasteles, para que no desentone con el resto de la boda ni con tu vestido. En cada mesa puedes poner algún elemento diferenciador, que diga algo de ti y tu pareja e incluso algo sobre los comensales que les divierta mientras están sentados conversando.

El photocall debe seguir en consonancia con la boda y con lo que significa para ti esa unión. Te recomendamos que compres muchos materiales que disfracen a tus invitados, para ello puedes ir a una tienda especializada en disfraces y fiestas o incluso en grandes bazares.

Por último, los regalos a los invitados por haber venido. Puede ser un frasco con una nota y con un regalo que les haga recordar toda la vida que han estado en vuestra boda y que, además de las emociones vividas, han disfrutado en la ceremonia y en el banquete.

Espero que te hayas divertido preparando tu boda y veas que no han sido tantos gastos como tú pensabas, así que podéis invitar a más personas o incluso invertir lo ahorrado en la luna de miel.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *